Por una comunicación digital real

Como bien comenta el sociólogo manchego Manuel Castells, “Internet no es simplemente una tecnología; es el medio de comunicación que constituye la forma organizativa de nuestras sociedades” y es por esto que no se puede entender que existan diferentes entidades representativas, supuestamente las encargadas de organizar nuestras sociedades, que no estén presentes en uno de los medios de comunicación más utilizados por los ciudadanos o, en su defecto, no estén bien implementados dentro de estas.

Aunque a día de hoy parezca una utopía que las instituciones públicas más relevantes no estén presentes en las plataformas digitales más utilizadas, es una realidad que sucede más de lo que parece. Por poner un ejemplo, el Ayuntamiento de Valencia, la tercera ciudad más importante de España, no disponía de perfiles oficiales hasta hace apenas 4 meses, cuando el nuevo gobierno decidió lanzar los nuevos perfiles en Facebook y Twitter el 9 de octubre de 2016, aprovechando  el día identitario de todos los valencianos.

Luego, también están los casos de diferentes instituciones, también políticos y partidos, que no aprovechan bien los nuevos medios digitales para realizar una comunicación efectiva con los ciudadanos. La mayoría de veces es culpa de del anquilosamiento institucional y de planes de comunicación no adaptadas a los nuevos tiempos.

Y es que no, estar en redes sociales no es sinónimo de que estés aprovechando bien las herramientas digitales ya que para hacerlo, se tiene que tener una estrategia de comunicación digital y saber las oportunidades que se encuentran en este mundo.

¿Y qué podemos hacer para revertir esta situación?

En primer lugar, tener un equipo de profesionales de la comunicación política e institucional digital que conozcan las herramientas que disponen y las posibilidades de cada una dentro del área de actuación. (Esto parece una obviedad pero créanme, no es tan habitual como debería)

En segundo lugar, y tal y como he comentado antes, tener una estrategia y un plan de comunicación establecido en el que el mundo digital tenga el protagonismo que merece. En este punto son numerosos los casos de estrategias de comunicación offline brillantes pero que descuidan por completo el mundo online.

Además, cuando se intenta extrapolar el plan de comunicación offline a las plataformas online lo único que se consigue es que los medios digitales cuenten lo que haces a nivel offline pero no transforma tu comunicación en 2.0

Como podéis ver, son dos puntos en apariencia sencillos que solo hace falta una cosa para poder llevarlo a cabo y no es otra que el responsable político o institucional crea en la efectividad de estas herramientas y apueste por ellas.

Si a todo esto le añadimos un toque de creatividad y originalidad, nos salen acciones tan chulas como la que ha implementado la concejalía de comercia de Valencia “Click al Mercat”, en el que a través de dos concursos de fotografía, uno para profesionales y otro para instagrammers, se da visibilidad a los diferentes mercados municipales de la ciudad de Valencia.

Y es que cuando se cree en algo se hace mejor.


Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *