Entrevista a Eli Gallardo, nuevo consultor de SPQ Consultores

Eli Gallardo es politólogo y postgrado en comunicación y marketing institucional. Fue colaborador de SPQ Bloggers desde el principio, cuando vivía en Valencia. Desde 2013 vive en Mallorca y actualmente es DirCom del Ajuntament de Marratxí y director de su radio municipal.

Es una de las nuevas incorporaciones al equipo de SPQ Consultores, y será el responsable de la delegación balear. Con experiencia en campañas, dirección de marketing y estrategia, responde a nuestras preguntas.

Fuiste de los primeros colaboradores blogueros de SPQ, y en los últimos años no has parado de poner en marcha proyectos: MasPolitología, PolíticaYMedia, Programas electorales, un capítulo en “Política en serie”… ¿Cómo ha sido tu llegada a SPQ?

Creo que ser bloguero de SPQ fue muy positivo para las dos partes; me ayudó a ser más visible, gracias a sus redes y a la gran audiencia que en poco tiempo crearon. Y cuando me pedían un artículo o compartían algún post de mi blog, sabía que iba a tener numerosas lecturas.
Si me permitís una anécdota, hace unos 5 años quise postularme a una oferta de empleo que publicó SPQ, pero requería Máster en Política, y yo “sólo” tenía uno en recursos humanos, de manera que ni siquiera me inscribí. Pero me sirvió para tener claro qué me gusta y en qué puedo trabajar. En los últimos años he apretado el acelerador y la experiencia me ha enseñado que hay que rodearse de gente potente, que tenga al menos tanta iniciativa como uno. Y hace unos meses, hablando con Álex sobre proyectos futuros, vimos que había un proyecto nuclear, donde las potencialidades de cada uno se podían desarrollar. Y aquí estamos, con muchísimas ganas.

Hace cuatro años pudimos verte en el Portland Ale House, compartiendo con SPQ la noche electoral, y cuatro años después, lo repetimos con éxito de asistentes. ¿Cómo viviste el 8N? ¿Creíste en algún momento que podía ganar Trump?

Lo viví desde la “sala de control” de las redes de SPQ, con muchas ganas de publicar que me gustaría estar en el Portland como parte del proyecto (risas), pero la discreción es fundamental, sobre todo cuando trabajas con una estrategia bien definida. Debido a lo intenso de mi cargo como DirCom, no pude seguir los procesos de primarias, pero la campaña norteamericana es obligatoria para cualquier politólogo o apasionado de la política. Aquella noche me acosté tarde y me levanté sobre las 6, y lo seguí a través de CNN.

La victoria de Trump era de esas catástrofes que te hacen confundir lo que crees que ocurrirá, y lo que esperas que ocurra. Suelo ser bastante malo haciendo porras, pero pensaba en una victoria ajustada de Clinton. No me he llevado el libro de la porra, lástima (risas).

entrevista-eli-post-spq

Recientemente has sido responsable de marketing online en una empresa, y CEO de PolíticaYMedia hasta las elecciones del 24 de mayo de 2015. ¿Es tan importante la política online como parece? ¿Y de dónde viene el término “seopolítica”, que fuiste el primero en utilizar?

El mundo online es diferente al offline, pero son complementarios, no pueden ser excluyentes y es inútil tratar de que lo sean. Trabajaba en una empresa de marketing, en la que entré con unas condiciones precarísimas, y fui asumiendo responsabilidades, al tiempo que estudiaba marketing en buscadores y social media. Fue algo casi natural, un día se me ocurrió llamar “seopolítica” a la estrategia de mejorar el posicionamiento de partidos y candidatos en Internet, aunque después leí sobre el tema y comprendí que el posicionamiento es integral, online y offline.

“El mundo online es diferente al offline y son complementarios, no excluyentes”

Y un buen día, me despedí de aquella empresa y me lancé a la aventura con PolíticaYMedia, donde estaba yo solito haciéndolo todo. Aprendí muchísimo trabajando en campañas electorales y dando clases de estrategia social media a emprendedores y PYME.

Como profesional y formador en estrategia social media, ¿qué papel juega la política online hoy en las elecciones? ¿Tiene mucha importancia lo que ocurre en las redes?

La política online complementa y se complementa con la offline. Son dos arenas diferentes, donde el posicionamiento debe ser estratégico y prioritario. Las manidas frases de “el contenido es el rey” o “si no estás en Internet no existes”, resumen esta nueva época de la ‘sociedad-pantalla’ que describen tan bien Lipovetsky y Serroy.

El cambio de roles en el mundo online, con la bidireccionalidad e inmediatez como pilares, ha afectado de manera evidente al discurso político. Un trending topic puede entrar en el debate público y condicionar la agenda mediática, aunque hay votantes que no saben qué es Twitter, ni qué es un hashtag.

Además, los canales sociales son una vía prioritaria para conducir tráfico a las web de campaña, y para informar, movilizar y comunicar con los usuarios. Y ese trabajo es apasionante.

Actualmente, además de director ejecutivo en SPQ, eres director de comunicación en un ayuntamiento de Mallorca. ¿Qué diferencias hay entre la comunicación y el marketing en tu día a día?

Me encanta la pregunta, porque la gente cree que comunicar es hacer publicidad, o que todo lo que hacen las instituciones es marketing y fotos. Desde que entré hace un año y medio, he abierto muchas vías de comunicación con los vecinos, nuevos perfiles en las redes, que ahora son más activas, y como también dirijo la radio municipal, abrí la emisora a la participación de los vecinos, sin censuras. En cuanto al marketing público, he creado un slogan institucional y he modificado toda la imagen corporativa, que antes era del mismo color que el partido de gobierno. Y sobre todo, he trabajado en dos planes fundamentales y a largo plazo: el Plan de Comunicación y la Estrategia de marketing. Esta última se dirige a hacer del municipio una referencia en la isla e implantar procesos smart city, para mejorar la vida de los vecinos. Hay grandes diferencias entre comunicación y marketing, y como DirCom trabajo las dos. Es apasionante.

“La especialización combinada con la práctica y con un elemento fundamental: la técnica. Sin práctica y técnica, la teoría no sirve.”

Como ya le preguntamos a Alejandro Comes en la entrevista previa, ¿qué recomendarías a un/a politólogo/a que esté terminando la carrera?

Especialízate. Suena como el título de un libro o de un seminario, pero es así. Creo que la titulitis es un mal del que se aprovechan ciertas organizaciones y personajes que valen tanto como su volumen de seguidores, pero que a la hora de impartir una formación de calidad, dejan mucho que desear. La especialización combinada con la práctica y con un elemento fundamental: la técnica. Sin práctica y técnica, la teoría no sirve. El modelo de trabajo monótono y de una sola función se ha terminado, hoy toca ser polivalente pero sobre todo, dominar una materia. En el mercado laboral se pide pericia y técnica, y durante los años de estudio o inmediatamente después, es el mejor momento para elegir una “especialidad”, probablemente no reglada. Esto, combinado con un buen posicionamiento, hará que si alguien pide, por ejemplo, “un/a politólogo/a con experiencia en diseño gráfico” o “con experiencia en campañas SEM”, sea más fácil distinguirse. Con el sistema de prácticas universitarias actual, es difícil, pero modelos como el de SPQ Consultores es muy atractivo para que estudiantes y graduados, adquieran experiencia.


Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *